El pleno del CESE aprueba la opinión de UGT sobre el trabajo decente

Versión para impresiónVersión para impresión

En el 572º Pleno del Comité Económico y Social Europeo (CESE), celebrado en Bruselas los días 21 y 22 de septiembre, se ha aprobado la opinión de UGT sobre el trabajo decente en el mundo, relacionado con la adopción del dictamen SOC/727, y cuyo debate  ha contado con la presencia, entre otros, de Heinz Werner Koller, Director Regional de la Oficina Regional de la OIT para Europa y Asia Central, Oliver Röpke, Presidente del Grupo de los Trabajadores del CESE o Mari Carmen Barrera, Secretaria de Políticas Europeas de UGT y ponente de opinión del mismo. 

Este dictamen presenta la contribución del CESE a la estrategia de la Comisión para promover el trabajo decente no sólo en la UE, sino en todo el mundo. Lamentablemente, el trabajo decente está fuera del alcance de millones de trabajadores en todo el mundo y, es por ello, que el Comité acoge con satisfacción la iniciativa de promover el trabajo digno en todos los sectores y ámbitos a nivel local y nacional, dentro y fuera de la UE, y subraya que la UE debe utilizar todas sus políticas, tanto internas como externas, para promover y garantizar el trabajo digno en todo el mundo.

En la actualidad, el sueño del trabajo decente para todas las personas del mundo se encuentra amenazado, pese a que integra los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), por el contexto de crisis continuas y el aumento del número de personas menores en situación de trabajo infantil y esclavitud. De otra parte, las transformaciones tecnológicas generan crecimiento económico y un importante número de nuevas oportunidades de empleo, pero también propician una normativa laboral con menos garantías que las exigibles desde el estándar social universal de trabajo decente. 

En el transcurso del debate, Mari Carmen Barrera ha resaltado que las cuatro propuestas realizadas por el Comité sobre este asunto han sido basadas en el diálogo, la negociación y el consenso, y ha expresado, a su vez, la trascendencia de este Dictamen dada la importancia que tiene garantizar un trabajo decente para el desarrollo personal y su utilidad como inmejorable amortiguador social y económico.
Por esta razón, la Secretaria de Políticas Europeas de UGT, ha reclamado el apoyo de la UE a un tratado vinculante de las Naciones Unidas sobre la empresa y los derechos humanos, el establecimiento de un convenio de la OIT sobre el trabajo digno en las cadenas de suministro, y un marco jurídico comunitario eficaz sobre Diligencia debida obligatoria y responsabilidad empresarial basándose en el diálogo social con los interlocutores sociales y en un enfoque de múltiples partes interesadas.

 


Vídeo: