Las empresas no pueden obligar a sus plantillas a vacunarse contra la COVID-19

La ley ampara el derecho de la persona a decidir


►La empresa no puede obligar a un trabajador o trabajadora a vacunarse ni a exigir su vacunación para trabajar o ser contratado porque sería discriminatorio y vulneraría el derecho a la intimidad

►La legislación actual protege el derecho de la persona trabajadora y ampara su libertad personal de decidir.

Leer mas…

Páginas